A LUCIO, EL VAQUERO

capítulo 19-3CARACOLEA LA JACA   

Caracolea la jaca por el lindero,

bailando un pasodoble por los eriales;

huele el monte a  perfume de los romeros,

de tomillo, de espliego y de jarales.

Bajo la sombra fresca de las encinas,

tamizada de luces de mil colores,

pasan volando alegres las golondrinas.

rozando con sus plumas matas y flores.

Los recentales juegan a ser cuatreños

persiguiéndose alegres por los alcores;

ramonean sin prisas catorce utreros

la hierba siempre fresca .Los ruiseñores

dan un concierto hermoso en la espesura.

Los cinqueños sestean en la frescura

soñando en no se sabe que fantasías;

dos añojos  ensayan una locura,

se embisten, se separan, luchan, porfían…

Cabalgando jinete en su alazana,

chaquetilla de pana, zahón de cuero ,

sacando los mil brillos de la mañana,

erguido en su montura pasa el vaquero.

Los botos bien metidos en el estribo,

engastado en la silla por las aciones,

garrocha en la derecha, mirada al frente ,

los muslos apretados  a los faldones

de la silla vaquera, bien reluciente;

las riendas enganchadas en los borrenes,

que al ritmo de la espuela, la yegua avanza.

Una brisa suave de primavera

acaricia la cara, negra de soles;

siente el frescor alegre de la ribera,

y el fleco de la manta baila a los sones

de la música que hacen las acioneras,

la charnela, el estribo  y los faldones…

Sobre la encina seca que hay en la loma

una tórtola triste está llorando.

Le contesta el arrullo de una paloma,

mientras que dos zuritas pasan silbando.

Mugen en el baldío las vacas viejas

soñando  sementales que ya no tienen.

Se oye el zumbido sordo de las abejas

que libando dulzores ya van, ya vienen.

Caracolea la jaca por el lindero

bailando un pasodoble por los eriales.

Silba ritmos antiguos, Luci, el vaquero,

mugen buscando guerra los sementales.

Huele el campo a perfume de los romeros,

de tomillo, de espliego y de jarales.

Manuel Pablos

Anuncios